Diario de un escritor que quería escribir pero nunca encontraba el tiempo...

Desde el 2008 molestando a todo el mundo pero principalmente a mí mismo.
...
Actualiza sábados o domingo, porque si esperara a tener algo para decir quedaría abandonado...

viernes, 21 de octubre de 2011

El futuro en una mirada




Tuvo la suerte de verla sólo una vez, como el Dante a la Beatriz, el Aniceto a la Francisca, el Adán a la Lilith. Pero esa mirada, irrepetible, resultó tan significativa, que no hizo falta otra.
La tragedia y la comedia desplegaron sus alas atontadas por tanto reposo, las cartas de amor no correspondido fueron arrojadas al mar de las palabras para ser respondidas nunca; las muestras de valor fatuo y de coraje inútil se multiplicaron; las escenas de futuros compartidos se agolparon en sus ojos; los años, las décadas, se llenaron de súbito; las esperanzas rotas, las promesas vacías, odios y mutilaciones, peleas y rupturas.
Miles de cosas más en un segundo.
El segundo en el que las miradas de ella y él se cruzaron, por azar, en el supermercado. Ambos lo notaron, amos se dieron cuenta de que allí sucedía algo tan importante que cambiaría el rumbo de sus vidas.
Tenían todo a su favor.
Ella tomó una caja de la góndola.
Él continuó caminando.
Para que todo lo que pudo ser, muriera como un recuerdo impostado más.

9 comentarios:

klee dijo...

Hola Jose
Tu relato me ha traido de a la mente el siguiente corto, si no lo has visto espero que te guste.
un saludo¡¡
http://www.youtube.com/watch?v=JVuUwvUUPro

Caro Pé dijo...

Yo aporto azúcar peeero "Para que todo lo que pudo ser, muriera como un recuerdo impostado más." bajón, tristeza.

Un saludo José!

Esilleviana dijo...

una mirada es demasiado fugaz y efímero como para detenerse en un supermercado y pensar que podría haber algo más...

:)
es siempre una agradable lectura la que nos ofreces.

un abrazo

eMiLiA dijo...

Y yo siempre tan concentrada en los precios de los productos!
Qué intensidad estoy perdiendo.

Abrazo.

Espérame en Siberia dijo...

Ay, las gracias del amor.

NoeliaA dijo...

A veces es la única forma de que dure para siempre...

Un beso

Hombre de Neanderthal dijo...

El humano se arrepiente más de lo que no hizo que de lo que hizo para mal.

José A. García dijo...

Gracias por sus comentarios.

Klee: No conocía ese corto, están muy bien logrados los efectos.

Caro: El azúcar no siempre endulza.

Esilleviana: Gracias por lo de agradable :)

Emilia: Nadie tiene tiempo, por eso estamos como estamos.

Espérame en Siberia: Las delicias del amor, cierto.

Noelia: Es que no se cumpla, tal cual.

Hombre de Neanderthal: El humano ¿se arrepiente alguna vez?

Saludos a tod@s.

J.

Giovanna dijo...

Paso que pasa/ rostro que pasabas
;)