Diario de un escritor que quería escribir pero nunca encontraba el tiempo...

Desde el 2008 molestando a todo el mundo pero principalmente a mí mismo.
...
Actualiza sábados o domingo, porque si esperara a tener algo para decir quedaría abandonado...

miércoles, 9 de febrero de 2011

Ellos

¿Cómo se divierten los que no se divierten? Ese es el misterio último de la existencia. No ya la muerte que nos resulta hoy ridícula e insignificante, sino, el simple hecho de divertirse, de distenderse, de sonreír apenas, como riéndose de uno mismo.
Si, es cierto. ¿Por qué existen personas que no se ríen de los sin sentidos más actuados de la televisión? No debería ser posible para nada el sustraerse de tan fuerte presencia universalizadora de la ignorancia.
Los que no escuchan radio buscando tener más tiempo para la introspección de pensar sobre uno mismo, y ni siquiera se distienden un segundo para escuchar los éxitos de la canción moderna. Ni siquiera cuando se trata de los temas del verano.
Los que no se dejan penetrar por los medios comunicaciones, de uno u otro signo, y no aceptan de la realidad más que su propia versión de los hechos; los que no compran diarios por las tapas chillonas ni letras de molde en mayúscula tamaño 36.
Los que no van a fiestas. Los que no miran desfiles. Los que sólo conocen la noche para dormir y evitan las siestas. Los que reprochan el arte abstracto como un error de la naturaleza. Los que evitan los cócteles de beneficencia. Los que no responden ni reenvían las cadenas de correo electrónico.
Esa gente a la que se adivina el rostro recortado detrás de la portada de un libro sin ilustraciones. Los que no ocultan sus oídos para poder escuchar al mundo. Esa gente que nunca parece sonreír. Esa gente, si, esa gente, es peligrosa.
Pero, por suerte, cada día parecen quedar menos de ellos y, las fuerzas del agiornamientomiento, continúan creciendo.

10 comentarios:

NoeliaA dijo...

Más que peligrosos, algunos dicen que somos aburridos.
Una vez por la tele, en el informativo, programa este que cada vez se pone menos imparcial y más fanfarrón, pasaban una nota realmente ... (póngale el título conveniente sobre la zona punteada, acerca de "los raros que no vieron el mundial". Se ponían los periodistas a entrevistar a la gente que, a la hora del mundial, andaba por la calle evidenciando esta terrible transgresión.

dakota73 dijo...

Asi es Jose,quedamos pocos y somos muy muy muyyyy peligrosos.Somos la amenaza contra la mediocridad... nuestra sola presencia la desafía...tenemos la inocente soberbia de no ser parte del resto,un abrazo.

Sole dijo...

No se si seré aburrida o no, pero la cuestión es que no compro diarios, no tengo ni siquiera televisión y las fiestas no me deliran, lo cual ya da una pauta... ja! eso sí, peligrosa no puedo llegar a ser nunca.
Saludos.

Joe dijo...

Que suerte que no me parezco ni a los que no ríen ni a los que ríen todo el tiempo, las categorías se acaban cuando se deja de darle importancia a como se debe ser y lo que se espera de uno, y a mi me que me gusta mudar de dogmas es una genialidad que la gente busque carteles que colgarte, porque siempre tiene que ponerme uno nuevo.

Que bueno señores!

jlg

chicavioleta lunar* dijo...

no se divierten, prácticamente están muertos..

:*

gast7 dijo...

"¿yo? Solo soy una persona normal con las necesidades de todo el mundo: comida, abrigo, agua, sexo, diversión y un mundo seguro donde disfrutarla.
Es lo que casi todo la gente normal quiere, somos poco complicados. Inofensivos.

Es la gente extraoirdinaria la peligrosa. Los que piensan "¿conquistaré hoy Europa?" en vez de "¿qué hay para desayunar" a esos hay que vigilar."
-John Constantine

Me acorde de esto.
Saludos G7!

Alejo dijo...

En este mundo loco, cuanto menos es la cantidad, el valor tiende a incrementar: para mala suerte de los "otros"...
Saludos José,
Alejo

José A. García dijo...

Noelia: Yo regalé mi televisor. Todavía hay gente que viene de visitas y no entiende cómo hago para sobrevivir. Como si en verdad ese fuera un objeto ineludible… Hay gente que ya está totalmente dominada y perdida.

Dakota: Ese es el problema, me parece, que desafiamos la mediocridad autoimpuesta por la mayoría de la raza. Cosa que nos han llevado a creer que es lo necesario, cuando en realidad, es todo lo contrario.

Sole: No hay que recurrir a la violencia, necesariamente, para ser peligrosos/as para el sistema. Pensalo.

Joe: La gente tiene la necesidad de etiquetarlo todo, es su forma de creer que comprende el mundo. Cuando en realidad sabemos que del mundo no entendemos nada, por eso lo hemos llevado al borde de la destrucción con nuestra ‘’civilización’’.

Chicavioleta Lunar: O eso aparentan…

Gast7: Pero John Constantine (el original, no Keanu Revees) es uno de ellos. Por eso puede hacer lo que hace y la gente no lo comprende.

Alejo: Esa es la parte ‘’negativa’’ de todo el asunto, es cierto.

Saludos a tod@s.

J.

Sebastián dijo...

felizmente existe otra gente, más real. menos blanca o negra y más de todos los colores.

gente que re-envía cadenas de emails y disfrutan de la introspección y de un buen libro.

gente genuina e inocente.

Raymunde dijo...

¿Peligrosos o locos? Lo bueno es que tenemos nuestras propias redes para mantenernos en contacto.