Diario de un escritor que quería escribir pero nunca encontraba el tiempo...

Desde el 2008 molestando a todo el mundo pero principalmente a mí mismo.
...
Actualiza sábados o domingo, porque si esperara a tener algo para decir quedaría abandonado...

sábado, 1 de noviembre de 2014

Hacia rumbos inciertos

La vida nace con problemas, desde el primer instante, sin dudas, sin posibilidad de que algo sea mínimamente diferente porque, al parecer, fue pensada de ese modo. Sin muchas explicaciones, sin muchas razones. Uno, simplemente, llega y nos encontramos rodeados de dificultades.
            El aire arde en nuestros pulmones, la gravedad nos aplasta contra la tierra, el humo irrita nuestros ojos y los ruidos de las fábricas, los automóviles, las naves espaciales y los ringtones son tan altos que a corta edad ya apenas si escuchamos algo por fuera del tambor de nuestro latiente corazón y el rumor de un mar tan lejano que nunca llegaremos a ver.
            Pero nos acostumbramos a muchas cosas, a los insultos, a los golpes, a la violencia, olvidando que si todo comienza de ese modo, es porque el final se encuentra muy cerca.
            Olvidando que a lo que realmente debemos acostumbrarnos es que perdimos el rumbo como especie y que el mundo carece, definitivamente, de sentido para todos nosotros.
            Para todos y cada uno de nosotros.

9 comentarios:

José A. García dijo...

Ciertas brújulas jamás apuntarán hacia el norte mientras los polos continúen cambiando...

Suerte

J.

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Sos más pesimista que yo, colega demiurgo. Se parecen a algunos de mis pensamientos, pero exacerbados.

José A. García dijo...

Pesimista, realista, consciente, inconsciente, ponele el nombre que te suene mejor. Soy así y es un poco tarde para pensar en cambiar esa forma de escribir.

Suerte

J.

taty dijo...

Miramos al otro lado y ponemos flores en los jarrones (al menos yo) porque la única alternativa sería la locura.

Entre las dos enfermedades, vamos a pretender que elegimos la de la estupidez.

Todos y cada uno de nosotros.

BEATRIZ dijo...

No es tu culpa José, pero a mi nunca me ha convencido esa idea de que mi vida fue planeada así. No esta en mi aceptar que donde nací está la única posibilidad que tengo de existir, de otro modo, no estaría aquí, leyéndote.

Tu fondo es nihilista, pero como siempre atiendes muy bien a la calidad narrativa.

Saludos hasta el sur.

Xindansvinto dijo...

O dicho de otro modo, «se hace camino al andar». Golpe a golpe, verso a verso. En fin, machadianos que somos.

Salud.

Felipe Mejia Medina dijo...

Y sí, uno no nace a gastar sino a desgastarse. Desde el segundo uno.
Me encantó.
Mista Vilteka

Martha Barnes dijo...

Vos sabes que no se escribir pero soy historietista!!!! Por supuesto ,la vida es un misterio, ,,,pero vamos a pensar que no vinimos al mundo de vacaciones,sino a aprender,Si no hubiera una razón valedera ,la existencia sería estúpida,,,,,pero...yo creo que la creación es misteriosa y maravillosa,también la reencarnación nos explica poco, a poco,que vamos a entender donde estamos parados y cual sería nuestro destino final ,Personalmente estoy segura que estamos en el buen camino,Martha

thor_maltes dijo...

Como especie somos de lo peor. Primero irrespetamos a nuestros propios primos los primates y a otros mamíferos, así como a nosotros mismos (desde políticos populistas, dictadores, pasando al regueton y telenovelas), para luego ensuciar a nuestra propia casa, el planeta.
Pero ¿Como fue que llegamos a ser el pináculo de la evolución en esta tierra? Pues es una buena pregunta