Diario de un escritor que quería escribir pero nunca encontraba el tiempo...

Desde el 2008 molestando a todo el mundo pero principalmente a mí mismo.
...
Actualiza sábados o domingo, porque si esperara a tener algo para decir quedaría abandonado...

jueves, 19 de septiembre de 2013

Siempre presente

¿Y si la muerte fuera algo realmente temporal?
Es cierto que no es la primera vez que se trata un tema semejante. Pero nunca nos hemos detenido a pensar con plena conciencia en esto. ¿Qué sucedería, de momento sin importar el cómo ni el por qué, si los muertos comenzaran a revivir? Uno a uno, o de a miles a la vez, lo mismo da.
Y cada uno de ellos con la idea de ocupar el lugar que dejaron atrás (sus vidas, sus trabajos, sus casas, cada una de sus posesiones). Sería terrible; porque si hoy, que somos apenas 8 mil millones de mal distribuidas y subalimentadas personas, ya casi no queda espacio, con el retorno de los muertos del último siglo, se trastocaría por completo nuestro sistema de vida.
Claro que el hombre no lleva apenas un siglo habitando éste mundo, sino casi medio millón de años y, en todos y cada uno de esos años, ha habido muertes y ha habido nacimientos, en una sucesión infinita de seres cuyos cuerpos, cuyos huesos, cobrarían vida nuevamente.
Generación tras generación en retrospectiva de cada familia habitando las antiguas heredades, tierras que una vez no fueron ciudades, ni campos de cultivos ni, tampoco, lugar para los hombres.
Serían quince, quizá veinte mil millones de personas viviendo al unísono.
No, yo tampoco quiero verlo, porque si bien al principio sería interesante reencontrarnos con amigos y familiares muertos, o hacer confesar a Nietzsche el verdadero origen de sus teorías, habría tantos hombres (y mujeres, y niños), en el mundo que, vivir, será insoportable.
La muerte no ha de ser temporal. No. La muerte tiene que ser definitiva. Para que el mundo no sea un perfecto cementerio al que sus ocupantes se niegan a abandonar.

7 comentarios:

maria candel dijo...

José, creo que a pesar de la tristeza de la despedida de lo que amamos, la vida está conformada muy bien, con mucha lógica y sentido, no hay nada en balde,estamos llamados a evolucionar, y parte de esa evolución es dejar el camino abierto y en mejor estado a los que nos seguirán un día...
Saludos

Lucas Fulgi dijo...

que revivan si quieren, pero no acá jaja

taty dijo...

Sentido común y religión son dos polos opuestos. Me ha encantado tu disertación. Saludos.

Martha Barnes dijo...

José,tu duda y pregunta es contestada pos la reencarnación. Te hablo desde esa creencia ,que no tiene nada de "religión,y sí mucha lógica(por lo menos para mí).Los vivientes,todos, vivimos cortas vidas¿No resulta ridículo tanto trabajo,para nada?Si fuera de otra manera tendría un porqué aceptable.Explico.Cual es el principio lo desconozco,pero aparecemos por tandas ,de acuerdo a loque tengamos que aprender,también morimos de esa manera,llevándonos nuestros logros o culpas ,hasta que nos toque el turno de reercarnar en un nuevo cuerpo" nuevo no usado por otra vida...y sí muchos traen recuerdos y logros ,porque todo queda en la memoria espiritual."lo demuestran los niños precoces"¡ No te preocupes por el gentío.Un beso Martha

Esilleviana dijo...

Creo que si no existiera la muerte y la desaparición, la civilización no habría avanzado. No suelo ser categórica pero esta noche estoy inspirada jaja

un abrazo profesor

José A. García dijo...

Gracias a tod@s por sus comentarios.

Suerte!

J.

José A. García dijo...

Taty: Por alguna razón no puedo ingresar a tu perfil y devolverte la visita a tu blog.

Saludos

J.