Diario de un escritor que quería escribir pero nunca encontraba el tiempo...

Desde el 2008 molestando a todo el mundo pero, principalmente, a mí mismo.
...

sábado, 19 de abril de 2008

Esto no sería necesario, pero...

Ante las dudas de algunos de mis lectores habituales, quiero explicarles esta situación:


No tengo nada que ver con la organización de este evento, ni estoy de acuerdo en que los ‘organizadores’ cobren por la participación a cambio de ‘una remera oficial de la carrera’.

Mis abogados están haciendo los arreglos necesarios para comenzar acciones legales por haberme robado el nombre y no reconocerme como el ideólogo de la idea.

Espero que esto no vuelva a repetirse y mi nombre no sea utilizado en vano.

5 comentarios:

pfunkie dijo...

Mis abogados están haciendo los arreglos necesarios para comenzar acciones legales por haberme robado el nombre y no reconocerme como el ideólogo de la idea.



JAJAJAJJAJAJA
QUE BUEN PARRAFO
debo admitir que me acorde de tu blog cuando lo lei !

FRED EL HONESTO dijo...

Hace bien en defender su nombre, sr. Dragón. Es necesario que hagamos fuerza contra esos fanáticos del ejercicio y sus seguidores. Espero que sus abogados encuentren la forma de que esos usurpadores paguen su osadía (y su imposición de esa forma de vida sana y pulcra que a algunos no nos da la gana aceptar).

Gustavo Camacho dijo...

¡¡¡jajajajaja!!!!

Yo te salgo de testigo!
Eso si, vas a tener que regalarme una remera.... jajajajaja

Dragón de Azúcar dijo...

Bueno, por lo menos hay gente que se lo puede tomar a risa. Yo estoy muy dolido por todo esto.

Camacho: la remera es tuya pero va a decir 'Proyecto Azúcar' y 'Maratón del Azúcar', te aviso para que después no te decepciones.

Fred: La peor parte de esto es que ellos quieren imponer su forma sana de ver la vida, sin dejarles a los demás la posibilidad de elección, porque si no haces deporte son 'una persona rara y sedentaria', por suerte ellos conservan su nomadismo activo,¿no?


J.

Morrigan dijo...

No compredo el por qué estás dolido por la situación del nombre. Yo estaría molesta, tal vez, si estuviese en tu situación. Enrabiada, emputada... esas cosas. Pero dolido porque a otro u "otros" se les ocurrió un nombre como el tuyo?. Disculpa mi ignorancia, falta sensibilidad o lo que sea... pero no lo comprendo, estimado.